California quiere instalar energía solar en las nuevas viviendas


California es conocida por ofrecer durante los últimos años generosos incentivos que han favorecido el éxito y crecimiento de la energía solar en los EE.UU.. Pero una de sus iniciativas aún se encuentra en una fase inicial y no ha sido utilizada de forma masiva hasta la actualidad.

Se trata del programa denominado New Solar Homes Partnership, el cual ofrece incentivos de tipo financieros y una serie de apoyos a los constructores de viviendas, con el objetivo de fomentar la construcción de nuevas viviendas "solares", que no solo incluyan energía solar fotovoltaica en sus tejados sino que también tiendan a lograr una mayor eficiencia energética lo que lleve a un menor consumo (=ahorro en la factura mensual) y a proteger el medioambiente.

Desde el lanzamiento del programa en el año 2007, solamente unos 12 megavatios se han añadido o aprobado para su instalación haciendo uso de este programa, de acuerdo a los datos proporcionados por la agencia California Energy Commission. El objetivo es alcanzar los 400 megavatios a finales del año 2016.

Las causas de un menor uso de las ayudas de este programa se explican por la caída en la construcción de nuevas viviendas, no solo en California, sino también en todo EE.UU. El programa fue puesto en marcha cuando el mercado de la construcción se encontraba en pleno auge (situación similar a la de la energía solar térmica en España), pero el mercado ese mismo año revirtió su tendencia desde las 113.034 viviendas construidas en 2007 a ​las ​44.925 de 2010, según los datos de la California Building Industry Association.

Cambios introducidos el año pasado han hecho más atractiva esta iniciativa, permitiendo a los propietarios de nuevas viviendas instalar energía solar fotovoltaica mediante contratos de arrendamiento a largo plazo (leasing) o bien acuerdos de compra de energía a largo plazo (PPA), y de esta forma financiar la instalación de energía solar.

Las modificaciones introducidas han elevado de forma significativa el número de nuevas instalaciones solares durante los últimos meses, y expectativas similares existen para un mayor crecimiento durante los próximos trimestres.

Con la idea de ayudar a los propietarios en la estimación del ahorro en costes de energía eléctrica que significaría instalar energía solar en sus viviendas, la Comisión de Energía de California, diseñó una "calculadora solar", la cual permite conocer los efectos de unos menores pagos futuros por el consumo eléctrico.

Iniciativas similares se han puesto en práctica en otras grandes ciudades, como ser Nueva York, lo cual indica una mayor disposición y tendencia hacia el desarrollo de las "ciudades solares".




Fuente: Forbes





0 comentarios:

Publicar un comentario en la entrada